La obesidad es una grave enfermedad silenciosa que ataca a un alto porcentaje de la población mundial de gatos. ¡Que no pase desapercibida!

Habitualmente, durante la consulta, me encuentro con gatos con un alto índice de obesidad a quien su propietario encuentra “bonito” y “sanito”. Y quiero recalcar que bajo ninguna circunstancia, un gato obeso está sano.

La obesidad es la enfermedad nutricional más importante actualmente y provoca menor expectativa de vida en los gatos (en promedio dos años). Pero, ¿cómo bajar de peso a mi gato?

Definamos, ¿Qué es la obesidad?

La obesidad es el exceso de grasa corporal que se presenta como resultado de:

  • Un aumento en la ingesta energética. En primer lugar, este factor es desencadenado por la administración excesiva de comida por parte del propietario. En segundo lugar, por ansiedad o aburrimiento del gato, que hace que lo único que lo entretenga sea comer y en tercer lugar, por la elección de un alimento balanceado, pobre nutricionalmente.
  • Una disminución en el empleo de energía. Como lo dije anteriormente, un gato aburrido o ansioso come más y, esta ansiedad, es debido a un pobre enriquecimiento ambiental.

La obesidad puede desencadenar:

  • Diabetes mellitus
  • Cistitis felina
  • Enfermedades articulares
  • Problemas en la piel
  • Enfermedades hepáticas

Por esta razón, es importante que, antes de tomar alguna decisión con respecto a la obesidad de tu gato, consultes a tu veterinario para que él realice exámenes de sangre, orina, entre otros y establezca el plan de pérdida de peso que tu gato requiera.

Veamos al mundo como lo ven los gatos:

curiosidades de gatos

Esto nos lleva a concluir que:

  • Un gato come pequeñas porciones durante todo el día, por lo que es importante mantener comida en su plato durante todo el día. OJO: esto no significa que vamos a poner cantidades exageradas de alimento. Limitémonos a respetar las cantidades diarias que indica el envase del alimento.
  • Un gato necesita actividad suficiente para quemar todas las calorías necesarias para mantenerse en forma. Existen muchos juegos en el mercado que imitan presas. Unos 10 minutos de juego activo diario podrá mantener la condición corporal adecuada.
  • Un gato que no tenga presas para cazar, se aburre.

Ahora si, a lo que vinimos!!!

Cómo bajar de peso a tu gato:

1. Enriquecimiento ambiental:

Es importante que el espacio donde vive tu gato esté adaptado a sus necesidades. Establece varias zonas completamente separadas:

  • Zona de comida. Aquí vas a poner sus platos de comida y agua. Para el caso de los gatos obesos, lo que te recomiendo es ponerlas en lugares altos, para que tu gato tenga que subir para alcanzar el alimento. Si puedes, pon escaleras, túneles y obstáculos que incrementen la actividad física cada vez que quiera comer. (Ya sabemos que lo hará mínimo 10 veces al día).
  • Zona de baño. Aquí tendrás las bandejas sanitarias. Es importante mantenerlas limpias y tener la cantidad adecuada de bandejas. Siempre es el mismo número de bandejas que de gatos + una. Con esto disminuimos el estrés y la ansiedad. (Recuerda que la ansiedad hace que tu gato coma mucho más)
Enriquecimiento ambiental para gatos
  • Zona de descanso. Procura que esta zona sea en lugares alejados de la zona de comida y baño. Proporciónale a tu gato una zona alta para descansar. Para esto puedes usar hamacas, camas flotantes, entre otras.
Enriquecimiento ambiental para gatos
  • Zona de juego. La zona de juego, en realidad no es un espacio único. Para el caso de tu gato obeso, te recomiendo volver alguna zona de tu casa un gimnasio. Pon repisas en las paredes, rascadores verticales y túneles. Estimula a tu gato a que suba y baje. Esto lo puedes hacer poniendo la comida alta como te expliqué antes, pero también, poniendo menta gatera, catnip o alpiste en materos y ubicándolos por todas partes. También puedes colgar pajaritos, ratones, plumas y campanitas en sitios donde el viento pueda moverlos y llamar su atención

Existen juguetes eléctricos en el mercado que mantienen a tu gato entretenido. Un consejo al respecto, es que no los uses todo el tiempo ni todos los días, pues después de que el gato se acostumbre, ya no volverá a usarlos.

Te recomiendo que los colores de los juguetes sean azul y amarillo, pues son los únicos colores que un gato puede ver.

2. Alimentación y control de peso

Tu veterinario deberá hacer los cálculos necesarios para saber la cantidad de alimento diario que deberá recibir tu gato. Te recomiendo que sigas al pie de la letra las instrucciones.

Hay muchos alimentos balanceados específicos para bajar de peso a los gatos. Utiliza el que mejor se adapte a tu presupuesto y al que tengas acceso fácilmente. En el tiempo que se esté llevando a cabo el plan para bajar de peso, no deberás darle a tu gato golosinas ni premios. Limítalo sólo al alimento balanceado que hayas elegido en compañía de tu veterinario.

como bajar de peso gato
¿Cómo bajar de peso a mi gato?
  • Pésalo cada semana. Puedes usar una de las pesas de mano para equipaje. Pesa la maleta transportadora vacía, anota el peso y luego, pesa al gato dentro de la maleta. A este resultado resta el de la maleta vacía y tendrás el peso real del gato. Estas básculas son de alta precisión, así que podrás saber exactamente cuánto peso ha perdido. Lo ideal es que la pérdida de peso no sea mayor al 3% del peso inicial semanalmente.
  • Existen también en el mercado suplementos alimenticios que ayudan y aceleran el metabolismo, contribuyendo a la pérdida de peso. Estos contienen vitamina A, L-carnitina y fibras ferméntales. Pero no debes usarlos sin la recomendación de tu veterinario.
  • Distribuye pequeñas porciones por todo el apartamento. De ésta manera tu gato tendrá que caminar, subir, bajar y mantener su mente ocupada tratando de encontrarlo. Esto no sólo hará que tu gato haga ejercicio, sino que también lo mantendrá ocupado y entretenido, y así disminuirás el aburrimiento y la ansiedad. También puedes usar juguetes interactivos que van soltando granitos a medida que el gato juega.

3. Juego activo:

Esta es una de las actividades más importantes. Ya te hablé sobre todos los juguetes que puedes usar para mantenerlo activo. Sin embargo, a la hora del ejercicio intenso debes intervenir usando baritas para que corra y salte; guantes de luces, etc. Asegúrate de que el ejercicio intenso sea 10 minutos diarios. Con esto basta.
ADVERTENCIA: Si tu gato es muy obeso, sufre de asma o tiene enfermedades articulares, procura que el ejercicio sea pasivo, es decir, que no incluya saltos, subidas o bajadas ni movimientos bruscos. En estos casos podría demorarse mucho más para bajar de peso, pero con un poco de paciencia pronto verás los resultados.

Ten en cuenta que todos estos tips funcionan siempre y cuando tu estés comprometido con el tratamiento, sigas todo al pie de la letra y no desfallezcas. La obesidad es una enfermedad de buen pronóstico siempre y cuando su dueño sea responsable y constante. Buena suerte!


0 commentarios

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *